Saltar al contenido

Disimulando defectos

disimulando defectos maquillaje

¿Sabes cómo puedes aumentar tus labios sin tener que inyectarte nada o cómo corregir unos ojos hundidos con la ayuda de las sombras de maquillaje? Los expertos nos recomiendan algunas soluciones de tocador para salir del paso y aprender a hacerle guiños al espejo con la ayuda de algunos trucos de maquillaje y cosmética.

Maquillaje, el camuflaje perfecto

Da en la diana con el tono más cercano al de tu piel y así podrás disimular bien machitas, ojeras, bolsas y pliegues de expresión. Es cuestión de aplicar la técnica.
Las ojeras puedes ocultarlas con corrector claro bajo la base de maquillaje habitual.
Para disimular las bolsas, pon sobre ellas una base oscura y alrededor un maquillaje más claro.
Cuando se trata de difuminar algunas arrugas que no nos merecemos, basta con remarcar su recorrido con un lápiz iluminador de un tono más claro para disminuir visualmente su profundidad.
No olvides, poner especial cuidado a la hora de elegir el tono de corrector. 

Ojeras: el corrector tiene que ser un tono más pálido que el color natural de tu piel.
Manchas oscuras: elige dos tonos más claros que tu piel.
Manchas rojas: pon primero un corrector verde y encima un tono más pálido que tu piel.
Cicatrices o marcas de acné: el tono del corrector deberá ser dos veces más claro que tu tono de piel. Con él sólo puedes utilizar bases de maquillaje claras. 

El arte del colorete

Si quieres dar forma a tus pómulos con ayuda de tu colorete, basta con saber situarlo correctamente sobre el hueso del pómulo.
En una cara redonda se aplica en sentido vertical. Si el rostro es redondo se compensa con un colorete en horizontal. Y en rostros triangulares necesitarás dar una ligera inclinación al ‘blush’. Para una cara rectangular, lo ideal es aplicarlo sobre la mejilla justo al principio del pómulo pero en sentido vertical.

Perfilar las cejas para mejorar la expresión

Cuando un rostro es pequeño y los ojos no son demasiado grandes o están ligeramente hundidos, lo mejor será llevar las cejas finas porque así se da más protagonismo al ojo.
Si los ojos están muy juntos, convendrá separar un poco las cejas, es decir que su nacimiento se encuentre ligeramente distanciado del lagrimal y a la inversa. 

loading...

En cuanto a la forma de la cara, se puede jugar con tres tipos de cejas diferentes:
Horizontal: otorga un aspecto poco amable y endurece la expresión, pero es la forma que más favorece a los rostros alargados, porque las líneas rectas acortan.
Ascendente o tipo ‘oriental’: aporta esbeltez y altura al óvalo y resulta ideal en las caras redondas.
Triangular: imprime carácter y suma dureza al gesto. Su encuadre perfecto son los rostros cuadrangulares.

Un truco especial para cejas rebeldes o exuberantes es cuestión de disciplina. Del mismo modo que en un cabello poco dócil, es necesario emplear un producto fijador especiales para cejas. Unos toques de cepillo son suficientes para asegurar su forma.

El tatuaje permanente para cejas poco pobladas, inexistentes o con grandes asimetrías puede disimular sus defectos. Se trata de una técnica importada de China que fija de forma inalterable los pigmentos sobre la piel y que puede durar de dos a tres años.

Con poco pelo

Si tienes tendencia a la caída estacional del cabello utiliza un champú anti-caída que refuerce tu cuero cabelludo y la fibra capilar.
Como complemento tanto en otoño como en primavera debes realizar un tratamiento intensivo contra la caída. Pregunta en peluquerías a los profesionales sobre un diagnóstico y un tratamiento adecuado a tu problema.

El viejo truco del flequillo

Un flequillo bien diseñado tiene el poder de realzar rasgos y ocultar defectos.Por ejemplo, una nariz grande puede suavizar su perfil si se acompaña de un flequillo corto, despuntado o en ‘bandeaux’.
Para los hombres con entradas, la mejor opción es un flequillo muy corto y despuntado sobre la frente, que crea una línea paralela al contorno del rostro, tapando las zonas sin pelo de las entradas y aportando un estilo joven y dinámico.

Imperfecciones comunes

Problema: nariz prominente
Aplica un fondo de maquillaje claro por todo el rostro y el cuello. El secreto está en aplicar en la zona central (frente, nariz y barbilla) un tono de base más oscuro para suavizar la nariz.
Problema: mejillas redondas
Para dar relieve a las mejillas crea una sombra, hundiendo el pómulo con maquillaje o polvos más oscuros que consiguen dar relieve a la zona del pómulo.
Problema: labios finos
Perfila con lápiz de labios el contorno de los labios hasta el extremo de las comisuras. El truco está en dibujar sólo 1 mm desbordando la línea natural de la boca.
Problema: labios demasiado grandes
Hay que tratar de anular la boca. Aplica colores neutros y de acabado mate para focalizar la atención sobre tus bonitos ojos. Ningún tipo de acento sobre los labios.