Saltar al contenido

Voley-playa: ¡traseros arriba!

Voley-playa traseros arriba

Si estás en la playa o vas a estar, practica con tus amigas, sólo necesitáis una pelota y ganas de saltar, correr y divertiros.
Jugando todos los días un partido de voley-playa puedes terminar el verano con un cuerpo espectacular. Sin tripa, sin grasa, con unos hombros moldeados y, sobre todo, con un culito de película.

Además del deporte tan completo que es el voleibol, jugar en la playa multiplica el esfuerzo, el gasto calórico y el trabajo para tus piernas y tu trasero.
Saltar, correr, lanzarte a por la pelota… moverte con la resistencia que te ofrece la arena es un ejercicio muy intenso. Y lo mejor: en la playa, con tus amigos, sin preocupaciones ni prisas, ni te das cuenta de la cantidad de ejercicio que haces.

¿A qué hora jugamos?

Por mucho que te tiente la idea de broncearte mientras haces deporte, no se te ocurra ponerte a jugar a las horas fuertes de sol. Corres el riesgo de deshidratarte y coger una insolación.
El mejor momento para hacer deporte en verano es a primera o a última hora del día, cuando el sol no aprieta. Pero como en verano no te apetecerá mucho madrugar, deja el partido para cuando el sol empiece a bajar. Son las mejores horas para disfrutar de la playa sin el riesgo del sol y del calor.

Además, después de haber estado todo el día tomando el sol o atrapando calorías de más en el chiringuito, te vendrá muy bien hacer algo de deporte para mantener la línea y la forma. Después, podrás salir a cenar sin remordimientos.En el voley-playa se juega dos contra dos, un partido de tres sets con quince puntos cada uno.

Cómo se juega, qué necesito

Como no se trata de una competición, sino de un partidito entre amigos, las reglas son muy fáciles. En el voley-playa se juega dos contra dos, pero puedes hacer equipos con todo el que quiera jugar.
Eso sí, jugad un partido completo: tres sets de 15 puntos cada uno. Y, si puede ser, apostad algo (una cena, el aperitivo…), eso os motivará a correr y a esforzaros más.

  • En cuanto a las reglas del juego, se empieza sacando desde el fondo del campo y hay que devolver la pelota sin que toque el suelo. No se pueden dar más de tres toques por equipo ni más de uno por jugador. Después de un punto, todos los jugadores rotan de posición. Saca el equipo que gane el punto hasta que el otro se lo arrebate.
  • Para jugar un partido de voley ni siquiera necesitas red, basta con tener una pelota y trazar unas líneas en la arena para marcar el campo. Si cuentas con red, mucho mejor, ya que eso te permitirá saltar para rematar y le dará mucha más emoción al juego.
  • Respecto a la técnica, lo básico es saber cómo golpear la pelota:
  • Con las yemas de los dedos para colocarla y pasársela a un compañero.
  • Con las manos una sobre otra y los dedos pulgares juntos para recibir un saque.
  • Con la base de la palma de la mano para sacar o hacer mates.
  • Espera siempre la pelota con las piernas abiertas y flexionadas, y mírala siempre cuando vayas a golpearla.

Plan de entrenamiento

Si de verdad quieres sacarle partido al voley y conseguir resultados en tu cuerpo, completa tus partidos con un pequeño entrenamiento en la playa. Esto es lo que tienes que hacer:
Juega un partido de una hora cada día.

  • Calienta unos minutos antes y estira después (obligatorio).
  • Date un baño después de cada partido para relajarte.
  • En la toalla, haz todos los días 15 minutos de abdominales.
  • En el mar, haz todo los días 30 minutos de ejercicios: simplemente nadar, saltar olas o hacer marcha dentro del mar.
  • No estés más de una hora tumbada al sol, levántate y da paseos por la orilla.
  • Aprovecha la toalla o la tumbona para hacer estiramientos.

Si además de seguir este plan de ejercicio, controlas un poco tu dieta, al final del verano verás los resultados en tu cuerpo. Un consejo: si te gustan mucho los helados, tómalos por la mañana, así tendrás todo el día para quemarlos.

Consejos para jugar al voley-playa

  • Ten siempre a mano una botella de agua.
  • No juegues nunca sin echarte protector solar.
  • Si juegas a pleno sol, ponte gorra y camiseta.
  • Juega descalza si puedes, el efecto es mayor.
  • Date un baño después para relajarte y estira en el agua.