Saltar al contenido

Los deportes que más adelgazan… sin perder la salud

Los deportes que más adelgazan... sin perder la salud

Para quemar calorías tienes que moverte. Y cuanto más tiempo te muevas, mayor será el gasto calórico. La clave es elegir un deporte de tipo aeróbico y practicarlo al menos tres veces por semana. O apuntarte a un gimnasio: hay un montón de clases quemacalorías. ¿Quieres saber cuáles? Haciendo pesas o estiramientos difícilmente vas a bajar de peso. Si estás harta de las dietas restrictivas y tienes ganas de sudar la camiseta, aquí tienes una selección de los deportes y clases de fitness con las que más calorías se queman.

En el gimnasio

Apuntarte a un club deportivo es una excelente opción, ya que hay todo tipo de clases que puedes combinar: para adelgazar, para tonificar, para relajar.
Las más quemacalorías son:

Spinning

Está haciendo furor en los gimnasios españoles, donde se hace en salas preparadas con luces de discoteca. Se trata de clases de ciclismo indoor dirigidas por un monitor y en las que empezarás a sudar y a quemar a los cinco minutos. Son ideales para quienes empiezan o no se atreven a entrar en una clase aeróbic, ya que sólo hay que subirse en la bici y pedalear.
Eso sí, el profesor te hará trabajar de verdad: correrás en llano, esprintarás, escalarás levantándote del sillín, aumentarás y disminuirás la resistencia… Todo al ritmo de la música y siguiendo las instrucciones del monitor.
Ideal para: quemar calorías en poco tiempo y moldear el trasero y las piernas.
¿Cuántas clases? De dos a tres por semana alternándolas con alguna sesión de estiramientos y una tabla en la sala de musculación para brazos y espalda.

Aeróbic, fitness, cardio

Este tipo de clases más o menos coreografiadas se hacen al ritmo de la música y en ellas se trabaja de forma aeróbica.
Te interesan mucho si lo que quieres es quemar calorías, ya que moverás brazos y piernas, te desplazarás, saltarás, girarás, harás muchas repeticiones de ejercicios específicos… al menos durante cuarenta minutos, lo ideal para activar tu metabolismo.
Al final harás abdominales o ejercicios específicos de tonificación y terminarás con estiramientos. Ideal para: quemar calorías a la vez que moldeas el cuerpo.
¿Cuántas clases? De tres a cinco a la semana alternando distintos tipos: aeróbic, step, fitness, salsa, cardio. 

Body Combat, cardio box, tae bo

Son versiones ligth de las artes marciales, ya que se hacen con música en la sala de aeróbic y no hay contacto físico. Pero no vas a parar de dar puñetazos, patadas, esquivar y moverte como un boxeador, lo que significa que vas a gastar muchas energías. Además, te harán sentir fuerte y te motivarán mucho más si ya te aburren las clases de aeróbic.
Ideal para: quemar calorías a la vez que trabajas brazos, piernas y abdomen.
¿Cuántas clases? De dos a tres por semana combinadas con sesiones de estiramientos y alguna clase de fitness o tonificación.

Aquagym, aquastep, aquaeróbic

Las actividades en el agua son ideales para perder peso de una forma suave. Este tipo de clases son muy recomendables para quienes empiezan, están en baja forma o tienen sobrepeso, ya que en el agua se sentirán muy ligeras y no corren peligro de lesionarse.
Al trabajar con la resistencia del agua aumenta la intensidad del trabajo y, además, el cuerpo gasta más energía para mantener su temperatura. Al hacerse con música y guiadas por un instructor son muy divertidas.
Ideal para: quemar calorías y trabajar el cuerpo de una forma suave.
¿Cuántas clases? De dos a tres por semana combinadas con clases de fitness, tono o stretching ‘en tierra’ para no cansarse de estar mojada.

Correr

Es la actividad física más fácil y barata que puedes hacer y, además, es un excelente quemacalorías. Hacer jogging de forma suave también es uno de los mejores ejercicios para tu corazón, para mejorar tu capacidad respiratoria y bajar los kilos acumulados en culo, caderas y tripa. Tienes que ser muy constante, pero la recompensa es muy grande y empezarás a notar resultados en poco tiempo. La clave para no abandonar es empezar muy suave, casi caminando e ir aumentando poco a poco la intensidad y el tiempo, hasta llegar a correr una hora. Si puedes, hazlo acompañada.
Ideal para: poner en funcionamiento y acelerar tu metabolismo basal a la vez que trabajas el corazón.
¿Cuántas veces? De tres a cinco por semana y entre 30 y 60 minutos. Empieza calentando, intercala series más rápidas y termina estirando. Complétalo haciendo abdominales y fondos.

Capoeira

Es un arte marcial brasileño que combina danza, lucha y acrobacia. Es espectacular, muy estético y se suele hacer con música en directo.
Es un ejercicio tan completo y en el que se trabajan tantas cualidades físicas, que tu organismo gastará todas las calorías que tengas a cumuladas en busca de energía.
Por descontado, tu tripa y tus piernas se moldearán y endurecerán. La capoeira es todo un arte y te encantará desde el principio.
Ideal para: tener un cuerpo fibroso, elástico y fuerte sin un gramo de grasa.¿Cuántas veces? Si quieres, cada día, tu maestro siempre tendrá trabajo para ti. 

Windsurf

Es uno de los deportes estrella del verano y cada vez son más las chicas que se animan a practicarlo. Además del inmenso disfrute del mar y la adrenalina que descargas, se trata de un deporte muy completo y que exigirá mucho a tu cuerpo.
Mantener sujeta la vela, levantarla cuando se caiga, nadar encima de la tabla, volver a subir cuando te caigas… no pararás de quemar calorías y endurecer tu cuerpo.
Ideal para: eliminar todo lo que te sobra y esculpir tu cuerpo mientras disfrutas del sol y del mar.
¿Cuántas veces? Una vez que hayas hecho el curso de iniciación, saldrás a navegar cuando tú quieras. 

Pádel

No es sólo una moda, se trata de uno de los deportes de raqueta más completos y divertidos. Al no existir las líneas del tenis, la pelota puede botar en las paredes, lo que te obligará a correr detrás de ella si quieres devolverla. Piernas, brazos, tripa y trasero notarán enseguida el ejercicio y los michelines empezarán a bajar. Además, jugar en compañía y con otras parejas te hará olvidar que estás haciendo ejercicio.
Ideal para: ponerte en forma y cuidar tu figura mientras disfrutas de la compañía de tu pareja o tus amigos.
¿Cuántas veces? Las que quieras, pero como seguramente jugarás los fines de semana, deberías completarlo con otra actividad, por ejemplo, yendo al gimnasio entre semana. 

Montar en bici

Seguramente sola te dé una pereza enorme montar en bici, pero si vas con alguien, puede ser muy divertido.
Y lo mejor: pedaleando se hace mucho ejercicio. Y si tienes en cuenta que normalmente los recorridos son de varias horas, te saldrán un montón de calorías consumidas. No tienes que tomártelo como una competición, yendo despacio y suave también gastas mucho y haces trabajar al corazón de forma suave.
Ideal para: quemar lo que te sobra mientras moldeas piernas y culo, y disfrutas del entorno.
¿Cuántas veces? Las que quieras. Si solo vas a coger la bici los fines de semana procura hacer algo de ejercicio extra, sobre todo para fortalecer las piernas. 

Kickboxing

¿Por qué no aprender con tu pareja o con una amiga? Cada vez son más las chicas que se ponen los guantes de boxeo y las protecciones. Y si te echan para atrás los golpes en la cara, puedes hacerlo con casco. Además, si entrenas con alguien conocido podéis solamente marcar la técnica. El entrenamiento físico de los deportes de contacto es de los más completos que existen y puede convertir tu cuerpo en pura fibra. La grasa desaparecerá como por arte de magia.
Ideal para: quemar todo lo que te sobre, esculpir al milímetro tu cuerpo y aprender a defenderte.
¿Cuántas veces? Un mínimo de tres a la semana, pero puedes ir cuando quieras: unos días puedes hacer más técnica y otros entrenamiento físico.